EL LIBERTADOR logo
Para garantizar el orden, se contará con 600 Policías, 400 miembros de Fusina, 25 bomberos,   20 camilleros de la Cruz Roja y 15 de la Cruz Verde; por otro lado, Copeco auxiliará con la movilización de personal de la Unidad de Respuesta Inmediata (URI). 
 
Redacción Central / EL LIBERTADOR
 
Tegucigalpa. La Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) junto al Cuerpo de Bomberos, Cruz Roja, Cruz Verde, Policía Nacional y la Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional (Fusina), realizaron supervisiones en las instalaciones del Estadio Nacional, para evaluar las rutas de evacuación y el establecimiento de puntos de control, así como la ubicación de los puestos de asistencia.
 
Para garantizar el orden, se contará con 600 Policías, 400 miembros de Fusina, 25 bomberos,   20 camilleros de la Cruz Roja y 15 de la Cruz Verde; por otro lado, Copeco auxiliará con la movilización de personal de la Unidad de Respuesta Inmediata (URI), tres ambulancias y dos plantas generadoras de energía eléctrica ante cualquier eventualidad.
 
“Se espera mucho trabajo para esta final, con el proceso de garantizar el orden y una adecuada respuesta a la seguridad, pero sabemos que hay un equipo calificado”, manifestó Saúl Bueso Mazariegos, oficial de seguridad de la Liga Nacional de Fútbol de Honduras y encargado del primer partido final de ida de Olimpia contra Motagua.
 
Para reforzar el operativo, se contará con una Unidad del Cuerpo de Bomberos, ubicada en la barra de los aficionados de Motagua, dos Ambulancias de las Cruz Roja estarán en el banderín izquierdo al lado oeste-noroeste del estadio y la Unidad de Respuesta Inmediata (URI) estará en la gasolinera frente al complejo deportivo; mientras los miembros de la Policía y Fusina protegerán el orden de los aficionados.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar