El Observatorio del Crimen de EL LIBERTADOR (OCEL), registra a la fecha 170 masacres en Honduras en lo que va de 2019, según este órgano que mide el grado de violencia con la que opera el crimen, los 18 departamentos de Honduras han presentado casos dejando más de 400 personas asesinadas.

 

Según fuentes oficiales, como el Observatorio de la Violencia, el crimen se ha incrementado con relación a 2018, en las últimas semanas los índices de violencia han alarmado a la sociedad, y es que ya se ha empezado a cobrar la vida de líderes estudiantiles y políticos de oposición.

 

 

 

Redacción Central / EL LIBERTADOR

 

 

Tegucigalpa. En la madrugada de este sábado, en la colonia Betania del Distrito Central, Capital de Honduras, tres hombres fueron acribillados a inmediaciones de un campo de fútbol. A esta hora las víctimas de la nueva masacre aún no han sido identificadas.

 

Según la información preliminar, los tres hombres llegaron a esa zona de la colonia capitalina a bordo de un taxi, tras su arribo fueron ejecutados de varios disparos. En la escena, los cuerpos quedaron separados a pocos metros uno del otro.

 

Por otro lado, el vehículo en el que se transportaban, quedó en ese sector. Honduras mantiene el repunte de los homicidios, según la criminóloga Arabeska Sánchez, a partir del segundo trimestre de 2019 la violencia se ha incrementado desproporcionalmente.

 

Además, el Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (OV-UNAH), reconoció que en 2019 el crimen va en alza. En ese contexto, durante la semana más de 40 personas murieron de forma violenta.

 

En tanto, entre los crímenes que más indignación han levantado, figuran los crímenes contra líderes estudiantiles y políticos de oposición, el primero en trascender fue el caso de Óscar Mencía, dirigente estudiantil del Instituto Técnico Luis Bográn, reportado como desaparecido desde el pasado martes y asesinado ese mismo día, según la pericia que identificó su cadáver ayer.

 

Y en el norte de Honduras, fue asesinado el estudiante de psicología y dirigente del Movimiento Estudiantil Universitario (MEU) de la UNAH, Leonardo Castillo. Además, en Olancho otra joven colegial fue acribillada, se trata de Sulmy López de 17 años.

 

También, los políticos de oposición han comenzado a sentirse en riesgo, pues el lunes se reportó que el líder magisterial, Jaime Rodríguez había desparecido, este activista apareció el martes siguiente a eso de las 8:00 de la noche con una herida profunda en la garganta y signos de tortura.

 

Mientras que ayer, miembros del partido Libertad y Refundación (Libre) exigieron justicia por el asesinato del comunicador social y miembro de ese instituto político, Buenaventura Calderón y su esposa Maribel Calderón.

 

Según un comunicado de Libre, “estos crímenes se enmarcan en la política represora del régimen que hace callar a aquellos que valientemente señalan su deriva criminal”.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar