El engañoso ego de Renato Álvarez le impide ver que sólo es un portavoz del poder, un cuadro que el día que se salga de la línea política de la oligarquía será condenado al olvido. Tiene una buena amiga, muy cerca, que puede contarle cómo vivió el doloroso costo de ese espejismo de historias en una sala de redacción.

 

EL LIBERTADOR

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

Tegucigalpa. La cita del poderoso banquero Camilo Atala y del periodista Renato Álvarez fue sobre el finísimo césped en el exclusivo campo de golf del Indura Beach & Golf Resort, una área de 7,200 yardas, cuyo costo anual de mantenimiento supera los cinco millones de dólares.

 

Diseño impecable, realizado por el histórico golfista sudafricano Gary Player, al mayor gusto inglés, en un país donde el pueblo hondureño no juega golf y registra tan bajos ingresos que, por ley, el mejor producto es para exportación y los “paraísos del confort” son deleite extranjero. En Honduras no hay población solvente como los “baby boom” (jubilados estadounidenses y canadienses).

 

EN VIVO CON EL PODER

Los periodistas hondureños son dados a exagerarlo todo, pero esta vez el histrionismo de Renato, junto a Atala, era fiel a sus sentidos. Frente a frente compartían cámara y micrófono hablando de las bondades de Indura Beach; de la vasta riqueza natural de la Bahía de Tela, de Punta Izopo, de la Laguna de los Micos, de ese bello paraje llamado Punta Sal.

 

PROPIEDAD PRIVADA

En fin, hablaron de la gran oportunidad que nos conozca el mundo, bueno… también dijeron que el maravilloso Indura se ha construido con fondos del Estado de Honduras, pero los empresarios son los dueños porque controlan el 51 por ciento de la sociedad; al pueblo en condición de socio le darán unos 2,000 empleos. El complejo hotelero tendrá 36 villas, mas 82 lotes para construcciones privadas, etc.

 

BLANCA MEMORIA

Entre tanta buena noticia, Renato y Camilo no recordaron que por oponerse a proyectos de empresarios del confort y de palma africana en ese mismo sitio de la transmisión, asesinaron a la activista ambiental hondureña Blanca Jeannette Kawas, la noche del 6 de febrero de 1995.- En su memoria, se cambio de nombre al Parque Nacional Punta Sal por Parque Nacional Jeannette Kawas, parte del paquete turístico de Indura Beach & Golf Resort.

 

EN MUNDOS DE NEÓN

El mundo de neón, propio de los medios de comunicación, transformó a Renato de periodista a modelo mediático del poder financiero del país. Así lo analiza un politólogo hondureño egresado de la Universidad de Buenos Aires: “Renato es la demostración de cómo el poder construye sus portavoces ‘súper- estrella’, les edifica un perfil de impolutos, de dueños absolutos de la verdad para trasladar, a través de ellos, el pensamiento de la clase dominante”.

 

LUCES DEL CAPITAL

Renato es en Honduras –guardando las distancias— lo que en el gigante mexicano Televisa es el periodista Joaquín López Doriga, dueño del noticiero de mayor rating en televisión, o Bernardo Neustald en la Argentina neoliberal desde el golpe de Estado en 1976 hasta el menemismo, o Patricia Janiot en CNN. – Son guardianes de la libertad del poder y su ideología de extrema derecha, ellos son las y los cancerberos del monopolio de la riqueza en pocas manos (neoliberalismo).

 

FANTÁSTICA INICIACIÓN

El poder del capital que está detrás de la prensa hegemónica, se ha esforzado en crearles un perfil moderno de baluartes de la libertad de expresión a estas “estrellas”, de otorgarles premios y reconocimientos, de iniciarlos en un mundo de “alta socialité”, de presentarlos con “gente importante”, asistir a reuniones secretas de “alto nivel” donde se tranza el destino de pueblos y países, los conducen por mundos cautivantes para brindar con gente agradable, exquisitos en el gusto y de mucho roce, en fiestas donde desborda la ostentación y la altísima seguridad.

 

MOLDEANDO CEREBROS

No son sólo presentadores, son autores de matrices de opinión pública, influyen. Los pulen para manipular, mentir de modo invisible, terminan creyéndose importantes, asumiendo muy en serio su papel.- Si Usted no tiene alta comprensión del mundo y de su país, su propia ideología, esos “periodistas” terminan construyéndole una visión del mundo a través del pensamiento que ellos reproducen. Nada personal, sólo es trabajo; así se sale de la pobreza.

 

EMPRESARIOS ACOSADOS

En marzo de este año, Renato atendió una de sus muchas contrataciones, fue invitado como panelista a la ciudad de Puebla, México, por el club de dueños de medios de comunicación de extrema derecha adscritos a la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), donde el propietario de El Heraldo, La Prensa y Diez, Jorge Canahuati Larach, ha sido directivo vitalicio.- Ahí, Renato denunció con valentía que él y Canahuati Larach eran acusados por el gobierno de Honduras de provocar la violencia en el país.

 

CON DERECHA RADICAL

En Puebla, la presentación más esperada fue la de la bloguera cubana anticastrista Yoani Sánchez, creadora de una página digital “Generación Y”, que pasaría inadvertida si no fuera porque está traducida en 18 idiomas en un país donde apenas existe internet, y porque esa labor de escribir correos anticomunistas han generado a su cuenta bancaria unos 500 mil dólares y viajes por el planeta; ¡ah! y porque sus “e-mail” de odio contra Fidel le han granjeado la amistad de grupos extremistas de Florida.

 

“GOLDEN GIRL” DE MIAMI

La “activista social” como llaman en la SIP a Yoani, o “golden girl” de la contrarrevolución de Miami, homenajeada en esa ciudad por los más feroces enemigos de la Revolución Cubana, también cuenta con el cariño de legisladores cubano-estadunidense como Ileana Ros-Lehtinen, la misma que vino al país durante la dictadura para felicitar al dictador Micheletti por el golpe de Estado.- El 1 de diciembre la señora Ros aseguró en el Miami Herald: “Cualquier declaración de fraude (electoral) referente a los resultados (en Honduras) va en contra de la verdad”.

 

MICHELETTI UN MILAGRO

Coincidiendo puntos de vista con Ros-Lehtinen, el 5 de diciembre de 2009, en plena dictadura, Renato dijo a La Tribuna: “Roberto Micheletti es un fenómeno político digno de analizar. Hasta el 28 de junio con mayor animadversión entre los liberales… Pero ahora ha crecido su imagen, de tal manera que se lo dije personalmente que es como un milagro”.- Y como buen cristiano, con relación a su papel en el golpe, fue puntual: “Tengo mi consciencia tranquila, creo que hice lo correcto”

 

DAÑO AL SOBERANO

Los organismos de derechos humanos nacionales e internacionales registran que el golpe de Estado causó más de cien asesinatos, 3,033 violaciones graves de garantías humanas, 54 mujeres sufrieron ultraje sexual, más de 200 detenciones ilegales, más de cien hondureños aun permanecen en el exilio; el golpe, desató en el país la peor expresión del crimen común y organizado, en los últimos cuatro años han sido liquidados 37 periodistas y más de 150 campesinos, se dividió el pueblo, se destruyó la débil institucionalidad del Estado y se ejecutó un fraude electoral que consumó la condición de Honduras como colonia de Estados Unidos.

 

ACEPTACIÓN GOPISTA

En la entrevista con La Tribuna, Renato también demandó que el Estado protegiera al general que dirigió el golpe, vaticinó que los delitos de golpistas quedarían sin valor y, sin rodeos, aceptó su actuación directa en la ruptura del orden constitucional; le preguntaron: ¿Para algunos el verdadero héroe es Romeo Vásquez…? y respondió: “El Estado de Honduras como tal debe de protegerlo, al igual que a toda su cúpula de las Fuerzas Armadas. Personalmente no creo que una corte internacional juzgue a los militares y tendrán un futuro tranquilo. Todavía hay una nebulosa de quién tomó la decisión de sacar a Manuel Zelaya del país, que es ese el error que admitimos internamente y que todo mundo critica. Pero hubo un magistrado que emitió la orden”.

 

ORIGINARIO DEL CAMPO

Renato ha caminado por sendas de peligro para ambiciosos, seductoras de quienes viniendo de arraigo familiar sencillo desde la infancia no superan los complejos, la inocencia y frustraciones que genera la limitación material.- Renato nació en un empobrecido caserío rural llamado El Porvenir, al norte de Francisco Morazán en el seno de una humilde familia campesina. De joven mostró inclinación a favor de las clases sociales más desposeídas, quizá por eso su madre siempre quiso que él fuera periodista.

 

ESTUDIANTE SOLIDARIO

Cuando Renato presidía la Asociación de Estudiantes de Periodismo impulso la lucha para que los pasantes de la carrera contaran con el espacio y laboratorios tecnológicos que la formación requiere, muchas veces autorizó ayudar a estudiantes que no tenían los 45 lempiras de matrícula.- Era una persona sensible, cuentan los que fueron sus compañeros de fórmula en el Movimiento Ramón Amaya Amador.

 

“NIDO DE COMUNISTAS”

Por esa gestión para que la carrera no fuera relegada, el rector en ese tiempo de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) y diputado vitalicio, Oswaldo Ramos Soto, afirmó que la Escuela de Periodismo era “nido de comunistas”.- Era la década de 1980, tiempo de guerra fría, muerte y represión para cualquier reclamo social; los enemigos del pueblo gobernaban y se enriquecían a su libre albedrio, y los periodistas tarifados ocultaban la verdad. Pero Renato era ya una promesa social.

 

EN “CASITA DE CAMPO”

Ya en la década de 1990, Renato solía reunirse con sus colegas y amigos cercanos cuando iban del trabajo en Radio América a un negocio capitalino llamado “Casita de Campo”, comentan que aunque se estresa con facilidad, se miraba feliz apoyando las luchas de los pueblos indígenas contra empresarios y terratenientes que siempre han buscado desplazarlos.- Un ex compañero reflexiona:”varias veces he apagado el televisor para no escuchar las tonterías de Renato, es otro, el que conocí y el de ahora tan falso, y sobre todo, tan servil del capital y tan enemigo del pueblo, hasta de los indígenas que tanto me decía que apoyáramos cuando estábamos en ‘la América’”.

 

TIEMPOS DE POBREZA

Cierto es que Renato no siempre estuvo con Camilo Atala solazándose en Indura Beach & Golf Resort, como casi todo hondureño ha sentido la crueldad de la pobreza. Ocurrió terminando la década de 1990, ya era conocido por su labor en radio e incursión en televisión. Quedó sin empleo al salir de Telenisa.- Eran tiempos duros en su casa ubicada en la popular colonia Villa Olímpica; luego la vendió para mudarse a donde habita en la Villa Universitaria. Se sentía perseguido y abandonado. Nadie del movimiento social que había apoyado estaba cerca, sólo la cruel y vil llanura.

 

AÑOS EN LA LLANURA

Un vecino que en esos días tendió la mano a Renato lo recuerda así: “Lo encontraba de vez en cuando en una pulpería, vistiendo una calzoneta y sandalias, comprando tortillas o pan para alimentar a sus hijos, pues era quien cocinaba mientras estuvo desempleado por más de dos años, su situación económica fue tan severa que su esposa decidió hacer empanadas de carne para llevarlas a vender a sus compañeros de trabajo”.

 

EL MIEDO ESPIRITUAL

Ese buen vecino, fiel seguidor del proyecto político de Libre, fue solidario con Renato hasta con préstamos de 300 lempiras que a veces no recuperó y tampoco cobró.- Dice que dejaron de tratarse desde que entró a Televicentro. No piensa mal de Renato, le guarda aprecio, comprende que ya no pueden sentarse por las noches a hablar en la calle, solían hacerlo hasta en piedras se sentaban.- Ahora Renato –comenta— pasa muy ocupado, y no ve saludable la conducta de su antiguo amigo: “ya no le habla a nadie en la colonia, parece que le tiene miedo a la gente”.

 

PECADO ORIGINAL

Ahora Renato vive custodiado por militares, encerrado en su consciencia, de pocas palabras con el entorno social, muchas amistades se alejaron o las alejó imponiendo operativos policiales en su colonia cuando se siente amenazado, vive atemorizado creyendo que se le acercan para hacerle daño.- Así le pasó a Adán y a Eva cuando tuvieron conciencia de la horrorosa desnudez del pecado que habían cometido contra ellos y su Dios. Arrancar una manzana de Indura Beach & Golf Resort no es pecado, la opción es ética.

Comentarios  

-1 #3 Lesby Marlen 11-08-2018 14:47
Cito a Antonio:
¿Cuál es la sorpresa?

es un falso lo peor en periodismo
Citar
+1 #2 Manuel cubillas vega 11-08-2018 10:36
Exelente .pero muy benevolo al calificar a semejante traidor de la lucha popular .este pobre hombre acabara mal como todos los que se han entregado al poder economico por necesidad lo hicieron ? Y cuando mueren cualquiera que sea l circunstancia apenas algunos familiares asisten a su sepelio y sus benefactores enviaran flores baratas que huelen a muerte de los asesinatos causados por su lengua bifida
Citar
0 #1 Antonio 11-08-2018 03:24
¿Cuál es la sorpresa?
Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar