EL LIBERTADOR logo

El diputado Darío Banegas no votó por la nómina de magistrados a la Corte Suprema de Justicia hondureña y se desmarcó de la línea partidaria que apoyó la imposición de los altos jueces, invocando "gobernabilidad".  

 

Redacción Central / EL LIBERTADOR

 

Tegucigalpa. El parlamentario por el Partido Liberal, Darío Banegas, afirmó que se abstuvo de votar por la nómina de magistrados a la Corte Suprema de Justicia, porque como no tuvieron la posibilidad de incidir en la lista de los 15 togados que presentó el oficialismo la noche del lunes en el Congreso Nacional.

 

“En muchos casos, por lo menos en lo que yo conozco, es una lista que vino elaborada de afuera, que no se construyó allí (en el Congreso), y no fue una lista que se fue armando con el consenso de los diputados”, afirmó Banegas, el único congresista liberal que no ejerció el sufragio.

 

Asimismo, dijo estar en desacuerdo en que continúe la tendencia de repartirse los poderes del Estado como botín.

 

“No favorezco la idea de que la Corte Suprema de Justicia debe contribuir a cerrar un círculo de poder entorno a nadie, y que sea un pastel para repartir. Yo creo en ese sentido que hay que optar por los más idóneos independientemente de sus apreciaciones políticas”, sostuvo.

 

Y es que en un acto inédito, la oposición política logró frenar la imposición de una nueva Corte, sin embargo, el Partido Nacional (en el poder) no cesará en su intención de acomodar sus peones en el Poder Judicial.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar