La idea de marcar una distancia entre los partidos políticos y la corrupción, así como la pretensión de desideologizar la lucha anticorrupción, juegan en favor del sistema, según esta análisis enviado a redes sociales. 

 

“Desprecia tu pueblo, pero no hables de democracia; entrégate al extranjero, pero no hables de patria; roba, pero no hables de honor; mata y cierra los medios que sirven a la ciudadanía, pero no hables de libertad; ignora al empobrecido, pero no gobiernes; vive en opulencia, pero con tu dinero”. 

 

En una telaraña de mentiras y de semi verdades, ABC pretende dar cuenta de supuestos “nexos y contratos” que tiene Eva Golinger, con el gobierno ecuatoriano de la revolución ciudadana presidido por Rafael Correa.

“Deseamos que 200 años después de haber sido declarada en la Constitución de 1824, se torne real la idea de una patria para todos, donde la entera población participe en las decisiones fundamentales, así como de gobiernos que, dentro de Estados modernos… tengan como fin primero el logro del bienestar social”.

 

El golpe, apoyado por los poderes Legislativo y Judicial, se había cocinado en la base militar estadounidense de Palmerola (70 km al norte de Tegucigalpa), base instalada en los ´80 como plataforma de ataque contra el gobierno sandinista de Nicaragua y los movimientos revolucionarios centroamericanos.