Luego del golpe de Estado del 28 de junio de 2009 la violencia contra la mujer se ha exacerbado y hay impunidad, señala el movimiento político hondureño "La Raíz", con motivo del Día internacional de la mujer que se celebra este 8 de marzo .

 

Según datos de la ONU aproximadamente un 70 por ciento de las mujeres en el mundo ha sido víctima de violencia. En Honduras este escenario adquiere matices dramáticos para las mujeres ya que es uno de los países con los porcentajes más altos de impunidad, con una de las tasas de homicidios más altas de la región y gran cantidad de violaciones de derechos humanos registrados en la última década. 

 

Luego del golpe de Estado la violencia contra la mujer se ha exacerbado y los avances en la defensa de los derechos de las mujeres han sido sumamente frágiles –cuando no han retrocedido-, muestra de ello, es la gran cantidad de femicidios registrados desde entonces hasta la fecha.

 

Para el año 2015 se contabilizaron 526 asesinatos de mujeres, de los que únicamente 92 han sido judicializados, lo que indica más de 80% de impunidad en los crímenes presentados ante el Ministerios Público. Un informe reciente del IUDPAS (Instituto Universitario de Paz y Seguridad) reveló, que entre el año 2005 y 2014, la muerte violenta de mujeres aumentó un 264%, lo que refleja una tendencia alarmante de incremento en los asesinatos de mujeres.

 

A pesar de la situación que viven las hondureñas, existe poca voluntad política, de implementar leyes que promuevan el respeto y protección de los derechos de la mujer. Debido a ello, se ha generado una fuerte limitación en la capacidad jurídica de las mismas, lo que desencadena violencia que en muchos casos termina en femicidios.

 

“Honduras: del poco acceso a justicia al asesinado impune de mujeres”

El asesinato de Bertha Cáceres, coordinadora general del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH) y gran luchadora por la defensa de los derechos indígenas y de la mujer, es muestra de la vulnerabilidad a la que se ven expuesta las defensoras de los derechos humanos en Honduras, un país donde el 62% de los agresores a defensoras de derechos humanos son agentes estatales, y donde cada 16 horas es asesinada una mujer, según cifras de CDM.

 

El asesinato y persecución de luchadoras sociales trae de nuevo a la mesa, y en el marco del día internacional de la mujer, el tema de la ratificación del protocolo de la Convención sobre la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (CEDAW, por sus siglas en inglés), como mecanismo de protección de la integridad de las mujeres. 

 

La CEDAW es un tratado de derechos humanos aprobado por Naciones Unidas en 1979 y ratificada por 187 países, que busca la implementación de políticas públicas encaminadas a eliminar la discriminación contra la mujer, adoptando medidas legislativas que sancionen todo tipo de discriminación y estableciendo la protección jurídica de los derechos de la mujer.

 

Es importante mencionar que los estados miembro de la CEDAW, están obligados a tomar medidas apropiadas, incluso de carácter legislativo en la esfera política, social, económica, y cultural, para asegurar el pleno desarrollo de la mujer, garantizando a las mismas, el ejercicio y goce de los derechos humanos y las libertades fundamentales Además es el único tratado que incluye el derecho de la mujer a decidir libre y responsablemente el número de hijos que desea, obligando a los países miembro a incluirlo en su legislación.

 

La CEDAW establece un Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer, con el fin de monitorear los progresos obtenidos en la aplicación del Convenio. Los Estados Parte, están obligados a tomar medidas en todos los ámbitos políticos y presentar un informe al Comité, para que examine las medidas legislativas, judiciales, administrativas y de otra índole, que hayan adoptado para ser efectivas las disposiciones de la convención.

 

A pesar de que Honduras está suscrita a la CEDAW hace más de 30 años y es uno de los países signatarios, en los últimos 15 años los gobiernos se han negado a ratificar el Protocolo Facultativo que permita a las mujeres hondureñas buscar justicia por vía internacional, mecanismo al que se ven obligadas, debido a los altos índices de impunidad en nuestro país. La falta de interés por aprobar el Protocolo Facultativo de la CEDAW es reflejo de la poca voluntad política de las autoridades por lograr avances en materia de derechos de la mujer.

 

El mecanismo para reducir la violencia contra la mujer en nuestro país, debe pasar por la implementación, de leyes que promuevan el respeto de los derechos de las hondureñas, acompañadas del fortalecimiento institucional de los entes encargados de impartir la justicia y, generando de forma simultánea, reformas educativas que promuevan un cambio en la actitud y pensamientos de las y los ciudadanos y ciudadanas. 

 

En el marco de la conmemoración del día internacional de la mujer y ante el nefasto asesinato de una valiosa luchadora social en Honduras, todos y todas las y los hondureños y hondureñas, debemos exigir la aprobación del Protocolo Facultativo de la CEDAW lo antes posible, para que los casos de violencia y asesinatos contra las mujeres no sigan impunes y la justicia prevalezca en nuestro país. ¿Cuántas mujeres más deben morir para que cese la indiferencia de las autoridades hondureñas? ¡Basta de femicidios y expresiones de violencia contra las mujeres en Honduras! 

Comentarios  

0 #3 Luiz Felipe Haddad 25-12-2017 13:47
Como Juez de Derecho jubilado, hoy Abogado, Yo me solidarizo con las hermanas hondureñas que sufren indignas violencias y no son ayudadas por los Poderes del Estado, estos llenos de ilegitimidad. La lucha de Ustedes no puede cesar. Que la Navidad de JesuCristo y el cambio de año séan fechas de esperanza y ánimo. Saludos de Brasil.
Citar
0 #2 Patty 28-10-2017 19:36
Es penoso, que en un país como Honduras, no se den políticas limpias a favor de la mujer, pero lo mas lamentable es saber que somo mayoría las mujeres y seguimos eligiendo hombre para que nos gobiernen, y no es nada en contra del genero masculino, pero si debemos de ser conscientes que debemos elegir servidores públicos respetuosos y honorables para que velen por nuestros derechos.
Citar
0 #1 chargeurs-pc 09-03-2016 08:48
so sorry for hearing that! God bless those who suffer greatly!
Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar